Pastoras y lideresas reflexionan sobre los desafíos para sus liderazgos en la iglesia y la sociedad

Encuentro nacional de pastoras y lideresas de Cuba (CIC)

CUBA-

CIC/ALC-El “Encuentro nacional de pastoras y lideresas” que coordina el Programa Mujer y Género del Consejo de Iglesias de Cuba, comenzó la jornada con la presencia de mujeres representantes de 18 denominaciones de diez provincias del país. “Liderazgo en tiempos de crisis” fue el tema del estudio bíblico dedicado a la historia de Débora que narra el libro de los Jueces, en el Antiguo Testamento, siendo base del análisis de las características y los principales desafíos para el liderazgo de las mujeres en estos tiempos de la iglesia y la sociedad.

El estudio fue impartido por la pastora presbiteriana Liudmila Hernández, quien afirmó que en el ejemplo del personaje bíblico de Débora podemos encontrar dimensiones para el liderazgo dignas de seguir en la época actual, como el cuidado personalizado en la mediación de conflictos; la importancia de mantener visión y estrategias para la salvación y cuidado de un pueblo; y no olvidar el sentido profético enfocado en el bien de las iglesias y de los pueblos en general. Recalcó en elementos que identifican a Débora como profetisa, y no dudó en afirmar: “Su arma, su fuerza, su efectividad está en su palabra que, a la vez, es palabra de Dios… ¿Y quién puede poner trabas a las palabras y las acciones de las mujeres, cuando Dios mismo no lo hace y, más aún, les confía el destino de su pueblo como hace en este relato…?”

Sobre la relevancia de este evento, también Hernández comentó que las mujeres pastoras necesitan de encuentros como este, para acompañarse en el ministerio, para compartir y aprender de las experiencias y para descubrir maneras más actuales de ejercer su rol.

Al respecto Yodalis Santiago, pastora de la iglesia Evangélica Libre en Jaguëy Grande, manifestó que desde el primer momento, el hecho de saber que mujeres pastoras dediquen tres días para compartir en un encuentro ha sido impactante para ella. “Es constatar la alegría por estar unidas, dedicadas a un mismo propósito, el del evangelio de Jesucristo, que continuamente nos compromete y nos reta”, consideró.

Por su parte, la Lic. Ormara Nolla, líder de la Fraternidad de Iglesias Bautista de Cuba, comentó que considera ésta una oportunidad extraordinaria en la que se reúnen mujeres de varias generaciones, de diferentes denominaciones y de diversas zonas geográficas del país. Y agregó: “el hecho de que además de pastoras, haya mujeres líderes, lo enriquece más, para aprender y escuchar unas de otras”.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *