Estados Unidos: Nueva Encrucijada

Por Carmelo Alvarez-

La elección presidencial nos ha brindado una tregua necesaria. Los Estados Unidos es un país profundamente dividido. Lo quisiera resumir así: la alianza entre el fundamentalismo político y el religioso, manipulada por Donald Trump y su grupo, ha provocado un ambiente hostil y con ribetes de odio e intransigencia.

La confrontación racial alimentada por Trump ha sido devastadora. Los grupos de supremacía blanca se resisten a vivir en una sociedad pluralista que acepte la igualdad y la equidad como señal reconciliadora hacia una sociedad más inclusiva.

La desigualdad social y económica cada día es más abismal. El movimiento migratorio y la instauración de una política excluyente y discriminatoria recrudecida por la administración Trump, deberá dar paso a por lo menos una tolerancia para la diversidad racial y cultural. Lamentablemente los Estados Unidos no ha superado los estigmas que la corroen desde adentro como nación.

A todo esto hay que añadir ese Imperialismo que se quiere imponer, con un globalismo rampante y nocivo, incluyendo la oposición a políticas necesarias para hacer justicia a toda la creación.

En esta hora crucial debemos recuperar una visión de la dignidad humana y la construcción de una sociedad más justa. Mientras tanto, desde mi fe, pido la sabiduría de Dios, para aguardar por mejores días donde impere la justicia.

Esa esperanza nos anima. Amén.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *