En Brasil, la Rev. Romi Bencke no teme preguntar: “¿Cuáles son los muros que nos dividen?”

Rev Romi Bencke en Suiza. Foto: Ivars Kupcis / WCC

SUIZA-BRASIL-

La Rev. Romi Bencke, secretaria general del Consejo Nacional de Iglesias Cristianas de Brasil-CONIC, cree que el liderazgo ecuménico se trata de tener el coraje para hacer las preguntas más difíciles incluso dentro de una sociedad polarizada. Traducimos esta entrevista hecha por el Consejo Mundial de Iglesias dada la trascendencia del tema.

Mientras que la Campaña 2021 de la Fraternidad Ecuménica continúa en Brasil a pesar de ser verazmente atacada por grupos de oposición, Bencke recuerda las discusiones que decidieron la temática de la campaña. Esas charlas, mantenidas dentro de comunidades e iglesias, involucraron descripciones duras y honestas de la polarización actual en la sociedad brasileña.

Bencke y el grupo ecuménico de planeamiento eligieron la temática “Fraternidad y diálogo: compromiso de amor”. No solo es el diálogo una forma de superar la polarización—Bencke también cree que es una respuesta genuinamente cristiana en tiempos de divisiones.

“El diálogo auténtico es lo que aprendemos de Jesucristo, quien habló con mujeres, maestros de la ley, recaudadores de impuestos”, dijo Bencke. “La Campaña de la Fraternidad Ecuménica en su totalidad tiene un lema que ilumina la realidad de la que hablamos.”

La campaña, que se ha llevado a cabo ecuménicamente cada más o menos cinco años desde 2000, está basado este año en Efesios 2:14, que lee: “Porque Cristo es nuestra paz: de los dos pueblos ha hecho uno solo, derribando mediante su sacrificio el muro de enemistad que nos separaba.”

En la comunidad de Efesios, había polarización entre los judíos y los gentiles, pero, mediante Jesús, los muros que los separaban se deshicieron.

Trabajando contra la división y la polarización puede parecer loable—o al menos inocuo—en muchos aspectos, sin embargo, la Campaña de la Fraternidad Ecuménica ha recibido críticas duras de grupos fundamentalistas que se sienten amenazados por el llamado a la unidad. Cuestionan lo que denominan valores “modernistas” o “revolucionarios”, incluyendo la superación del racismo estructural, la prevención de la discriminación y violencia de género, y la consideración de la emergencia climática.

“Otro aspecto que critican en su estudio de la campaña es el hecho que defendemos los pueblos indígenas en su adoración a su tierra sagrada y que no deberían ser blancos de misiones proselitistas”, dice Bencke. “También critican los gestos de solidaridad que los grupos ecuménicos cristianos han llevado a cabo a favor de las tradiciones afro-religiosas, el blanco de ataques y persecuciones de parte de grupos extremistas cristianos”.

Bencke cree que, en el fondo, la Campaña de la Fraternidad Ecuménica es una expresión ecuménica de diversidad en compasión por la gente vulnerable “Esto implica reconocer que la otra persona y toda la creación como expresión del amor incondicional de Dios”, dijo. “Brasil tiene décadas de experiencias ecuménicas”.

Los impactos del movimiento ecuménico en la sociedad brasileña son muchos, agregó. “Podemos destacar las contribuciones a la apertura democrática del país y a la afirmación de la diversidad religiosa que es inherente a Brasil”, dijo.

A pesar del criticismo, Bencke se mantiene dura en su creencia que vale la pena hace preguntas difíciles: “Cuáles son los muros que nos dividen tanto como iglesias como sociedades?”

La Campaña de la Fraternidad Ecuménica trata de nombrar el racismo, la LGBTQIA+fobia, los feminicidios, el cambio climático, la desigualdad económica, los fundamentalismos religiosos, el negacionismo, los ataques a organizaciones internacionales como la Unión Europea y la Organización Mundial de la Salud, la ausencia de empatía y solidaridad, y la persecución de la defensa de los derechos humanos. “Todas estas temáticas son agendas del movimiento ecuménico cuyo horizonte final es la cultura de la paz”, dijo. “Para que la paz sea concretada, estos muros deben ser tirados abajo”.

La gente cristiana debe hablar sobre aquello que los divide como cristianos y como sociedades, urge Bencke. “Ya no hay esperanza de unidad en la diversidad en una sociedad que entiende al diálogo como algo que debe ser atacado”, dijo.

Entrevista publicada en inglés: https://www.oikoumene.org/news/in-brazil-rev-romi-bencke-is-not-afraid-to-ask-what-are-the-walls-that-divide-us

Traducción para ALC Noticias: Massimiliano Tron F, Traductor freelance

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *