Comunión Reformada y AIPRAL repudian la represión en Colombia

Algunas calles de Medellín volvieron a verse colmadas ayer por manifestantes que protestaron en contra del Gobierno, a pesar de que ya se retiró la reforma tributaria. FOTO CARLOS VELÁSQUE

ALEMANIA/URUGUAY-

La Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR) y su concilio regional, la Alianza de Iglesias Presbiterianas y Reformadas de América Latina (AIPRAL) expresaron hoy dolor y repudio a las violentas represiones contra las protestas populares en diversas ciudades de Colombia. Especialmente violenta ha sido la represión policial en la noche de ayer lunes en la ciudad de Cali. Llaman al gobierno colombiano a respetar el derecho internacional y los derechos humanos de manifestantes.

Compartimos a continuación la declaración de AIPRAL junto a la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR) con firma de sus Secretarios: Rev, Dario Barolin y Rev. Dr. Chris Ferguson, respectivamente, ante los acontecimientos en Colombia, tras las masivas protestas contra la reforma tributaria y la violenta respuesta de las fuerzas del orden público.

Desde la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR) y su concilio regional, la Alianza de Iglesias Presbiterianas y Reformadas de América Latina (AIPRAL), expresamos nuestro dolor y repudio a las violentas represiones contra las protestas populares en diversas ciudades de Colombia. Especialmente violenta ha sido la represión policial en la noche de ayer lunes en la ciudad de Cali.

Llamamos al gobierno colombiano a respetar el derecho internacional y los derechos humanos de manifestantes. Exhortamos a promover verdaderas mesas de diálogo permanente para resolver las situaciones que se visualizan como urgentes. A saber, el retiro del proyecto de ley tributaria, del proyecto de ley 010 de salud, plan nacional de vacunación masiva, y renta básica.

Convocamos a nuestras iglesias miembros y organizaciones hermanas a hacer llegar al estado colombiano nuestra condena a la represión violenta y un llamado al diálogo auténtico en favor del pueblo colombiano. Igualmente, solicitamos contactar a los gobiernos de sus respectivos países para que se interioricen de esta crítica situación.

Invitamos a estar en oración por esta situación y especialmente por los familiares de las víctimas y a compartir el consuelo que nos viene de Dios.

Afirmamos que siempre el camino duradero y auténtico es el que se afirma en la justicia y en la paz.

…el efecto de la justicia será paz…

Isaías 32:17

…el fruto de justicia se siembra en paz…

Santiago 3:18

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *