3ELET: “Es necesario conectar más el seminario y la realidad de las comunidades”

Esta semana se llevó a cabo el 3er Encuentro Latino de Educación Teológica, un espacio para el diálogo, deliberación y co-creación de acciones colaborativas entre personas y entidades interesadas e involucradas en la formación teológica y pastoral del liderazgo hispano-latino. Fue organizado por la Asociación para la Educación Teológica Hispana (AETH), una red de personas e instituciones que desde 1992, trabaja en Estados Unidos, Canadá, Puerto Rico, y más recientemente en América Latina y el Caribe.

En decenas de espacios de diálogos y ponencias se debatieron múltiples temas que hacen a la realidad de ser iglesias hoy y el lugar de la educación teológica en este mundo cambiante.

“Es necesario conectar más el seminario y la realidad de las comunidades” fue parte del balance provisional de la conversación al final del panel “Realidades sociales y formación ministerial: migración, racismo y pobreza como estudios de caso”.

El diálogo realizado por quienes asistieron a este grupo, llamó la atención a la desconexión que existe entre el Seminario como centro de formación y la realidad de las comunidades locales, así como de la iglesia. Esta desconexión se traslada de igual modo a la relación de procesos de formación en seminarios más progresistas y comunidades conservadoras.

Como aportes al tema de la formación en los seminarios, se abordó de igual manera la urgencia de incluir en el análisis el surgimiento y uso de nuevos lenguajes y enfoques que vayan más allá de la mirada convencional sobre la formación.

M.Div. Pastor Juan Martínez

En diálogo con el moderador de este panel, M.Div. Pastor Juan Martínez, el aporte en los grupos hace evidente un sentido de cierta sospecha, sin ser reclamo, de la capacidad que tienen los programas de educación teológica para relacionarse y contribuir a la dinámica de la iglesia. En ese sentido, advierte, se espera que más adelante la reflexión alcance niveles de mayor detalle y profundidad en el análisis y la mirada crítica, quizá respondiendo preguntas como ¿qué está pasando con los pastores? ¿porqué no quieren llegar a las comunidades?

En ese orden de ideas, corresponderá abordar la existencia de puntos de tensión y la identificación de brechas por ejemplo en aspectos relacionados con la cercanía o la lejanía entre educación teológica y política. La pertinencia de programas de formación en ámbitos cerrados y una mirada de la realidad más abierta.

Hay una narrativa política de extremos, sostiene el pastor Martínez, que genera una dicotomía del estilo “estamos los que somos y quienes no piensen igual, no tienen la verdad”. Heredamos una narrativa en la cual todo lo que sea sociología, psicología, no es cristiano, “cuidado, se advierte, no queremos perder a la gente”, lo cual deriva también en una sensación de amenaza, de no hacer preguntas.

Nota relacionada:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *